viernes, 6 de febrero de 2009

Cuidado de los audífonos II parte

Cuidado y mantenimiento de los audífonos


Consejos útiles para cuidar sus audífonos

Los audífonos actuales son duraderos , fáciles de usar y seguros. No obstante, algunas precauciones le asegurarán que sus audífonos funcionen sin problemas durante muchos años.

1. Mantenga limpios sus audífonos. Asegúrese de que sus dedos están limpios y secos antes de manejar sus audífonos. La entrada del micrófono es sólo una décima parte de un milímetro y puede obstruirse fácilmente.
2. Evite fuertes sacudidas y golpes. Póngase o quítese los audífonos sobre una superficie blanda (cama o sofá).
3. Proteja sus audífonos del calor. No deje nunca sus audífonos expuestos a altas temperaturas. Protéjalos de la luz directa del sol ( en casa o en el coche por ejemplo) y no los deje cerca de radiadores.
4. Proteja sus audífonos de la humedad. Quítese los audífonos antes de ducharse, bañarse o nadar. No los deje en el baño cerca del agua donde podrían dañarse. Seque en el interior y alrededores de los oídos regularmente. La humedad y la condensación pueden dañar el circuito del audífono. Le recomendamos dejar abierto el portapilas durante la noche y utilizar productos de limpieza que su audioprotesista le recomiende.
5. Mantenga alejados sus audífonos de niños y animales domésticos. Los perros se irritan con el pitido del audífono y además se sienten atraídos con el olor de sus dueños, a menudo el resultado puede ser un audífono mordisqueado. ¡No ingerir, las pilas son tóxicas! Consulte inmediatamente a su médico en caso de ingestión.
6. Evite el contacto con cosméticos o lacas para el cabello. Las finas partículas de maquillaje o sprays pueden obstruir fácilmente la entrada de audio. Quítese los audífonos antes de aplicarse estos productos.
7. Limpie cuidadosamente sus audífonos. Utilice paños suaves y secos. El alcohol , disolventes u otros líquidos de limpieza pueden dañar el circuito electrónico.
8. Higiene de los oídos. Asegúrese siempre de que sus oídos están limpios. Si su audífono suena flojo, puede ser debido a que el filtro de cerumen esté obstruido por cera o suciedad. Puede adquirir productos de limpieza especiales en su audioprotesista profesional.
9. Mantenga sus audífonos en un lugar seguro. Si no usa sus audífonos, guárdelos en el estuche de protección o en una caja especial. Quite las pilas si no va a usar sus audífonos durante un tiempo.
10. Lleve siempre a reparar sus audífonos a su audioprotesista profesional. Destornilladores y aceites pueden ser fatídicos para los audífonos. Simplemente tocando los micromecanismos o el sistema electrónico se puede realizar un daño irreparable. Consulte a su audioprotesista profesional para realizar las reparaciones.



Limpieza y cuidado de sus audífonos intrauriculares-

1. Su audioprotesista profesional le dará información específica para limpiar sus audífonos y puede recomendarle un kit de limpieza especial.
2. El agua y disolvente de limpieza pueden estropear o dañar el circuito electrónico. Utilice un paño seco y suave para limpiar los audífonos cuando se los quite.
3. Elimine cualquier acumulación de cerumen a diario. Cuando utilice un utensilio para quitar el cerumen, como por ejemplo un cepillo, limpie siempre el audífono desde abajo. Esto evitará partículas de cera o suciedad en el interior del audífono.
4. Si su audífono suena poco, puede ser que el filtro de cerumen esté obstruido. Cambie el filtro o consulte a su audioprotesista.

Nota: los audífonos intrauriculares son particularmente sensibles al daño causado por la cera, humedad o suciedad. Esto se debe a que el circuito electrónico está integrado en la carcasa.


Limpieza y cuidado de sus audífonos retroauriculares

Limpie el molde a diario. Séquelo con un paño seco y suave y compruebe siempre que la entrada del molde no está obstruida con cera. Una entrada obstruida no dejará que el sonido llegue a su oído. Una vez por semana debería lavar el molde.

Consulte a su audioprotesista si...

* El molde le causa molestia o dolor
* No puede quitar la cera del molde
* El codo se vuelve amarillo o quebradizo
* El audífono silba haciendo imposible ajustar el volumen correcto

Recomendaciones importantes

Separe siempre el molde del audífono antes de lavarlo. El audífono no debe entrar nunca en contacto con el agua. Antes de volver a ponérselos asegúrese de que estén completamente secos. Para ajustar el molde al audífono:

Asegúrese de que la curva del molde se ajusta al audífono


Volumen bajo

* Pila con carga baja- Reemplácela por una nueva
* La salida del sonido está obstruída con cera- límpiela con un cepillo pequeño. Cambie el filtro anticerumen.
* Entrada de micrófono obstruida- consulte con su audioprotesista.

El audífono pita en el oído

* El audífono no está bien introducido en el oído. Inténtelo de nuevo.
* El audífono está en el oído equivocado- cámbielo.
* El ajuste del audífono queda demasiado flojo- consulte con su audioprotesista.

El audífono no funciona

* No hay pila- inserte una pila nueva.
* El portapilas no está cerrado- ciérrelo.
* La pila está sucia- limpie la superficie de la pila.
* La pila está agotada- cámbiela.

El audífono se resbala o se sale del oído

* El canal del oído está húmedo o sucio- seque el audífono y su oído con un paño suave y seco.

El audífono le hace daño en el oído

* El audífono no está bien colocado- quíteselo y vuelva a insertarlo. Si el problema persiste, consulte a su audioprotesista.

Es difícil insertar el audífono

* Ponga una pequeña gota de lubricante no irritante en el dedo y extiéndalo por el canal auditivo antes de ponerse el audífono. Asegúrese de que no entra lubricante ni en la salida ni entrada de audio.

Importante

Si las sugerencias mencionadas no resuelven su problema, contacte con su audioprotesista.

http://www.phonak.es/cces/consumer/care_es.htm

No hay comentarios: